El boom de los productos biológicos

El boom de los productos biológicos

Vivimos tiempos convulsos y antagónicos. Por un lado se nos tilda de ser una sociedad en la que el culto al yo, a la individualidad y la superficialidad se han erigido como elementos característicos con los que pasar a la historia. Por otro, presenciamos un momento en el que la colectividad y la globalización nos han dado una mayor comunicación entre personas y una conciencia social y medioambiental que despunta como nunca, sobre todo a nivel de alimentación ecológica.

Así, son muchos los que han decidido modificar su modo de vida. Rechazan el despilfarro y la agresividad que los alimentos modificados pueden generar en nuestra salud.

Antes de nada cabe explicar qué engloba la etiqueta ecológica. Dependiendo del país podemos encontrar un nombre diferente para designar a todos estos productos que se obtienen de manera natural, entendiendo como tal sin el uso de ningún elemento químico. Es por ello que no debemos confundir producto ecológico y natural. Mientras que los naturales son productos que no utilizan en su elaboración ningún elemento químico, los ecológicos además garantizan una fabricación sostenible, desde lal composición del producto en sí, hasta elementos añadidos como el empaquetado. Lo más recomendable para saber lo que compramos es siempre buscar la etiqueta que confirma y garantiza, por las instituciones europeas, su origen y fabricación. En cuanto al término como tal, estos productos que no contienen elementos sintéticos también pueden ser denominados biológicos.

Es tal el número de personas que cada día deciden adoptar un modo de vida más saludable y respetuoso que la gama de productos etiquetados como ecológicos no deja de aumentar. Ya no solo nos referimos a la agricultura y la ganadería, los huertos ecológicos y las granjas que respetan la dignidad de los animales, si no a prendas de ropa, productos de higiene y limpieza o incluso cosméticos y artículos de belleza.

El mayor éxito hasta ahora se sitúa en el sector alimenticio. Los clientes cada vez más exigentes con lo que consumen buscan los beneficios de este tipo de alimentos: productos frescos y comida ecológica que al tiempo que reportan un mayor sabor hacen nuestra alimentación más saludable. Es tal que ya podemos encontrar no solo tiendas, sino supermercados enteros dedicados a la comercialización de este tipo de artículos, como es el caso del comercio virtual organic49market.com.

La cosmética natural es otro sector que está sufriendo una revolución natural en sus productos. Aunando nuestra obsesión por la belleza y la preocupación por la naturaleza, la cosmética y los productos de higiene biológicos benefician doblemente al consumidor, pues al no contener agentes externos y artificiales no solo ayudarán a mejorar nuestro cuerpo, sino que además haremos que los efectos negativos y secundarios de colorantes, perfumes sintéticos o conservantes químicos no nos afecten al no contener nada de esto en ellos.

Aconteced a un verdadero boom de los productos ecológicos o naturales. Una vuelta a los orígenes donde predomina el amor por lo natural y el compromiso con la naturaleza.

Deja un comentario