El triunfo de los coches eléctricos está más cerca

El triunfo de los coches eléctricos está más cerca

La vida rural está en riesgo debido al calentamiento global, y esto es algo realmente preocupante, ya que el campo tiene mucho que ofrecernos y poco a poco lo estamos liquidando. Esta es una noticia realmente triste, ya que los gases invernadero están destruyendo o alterando el ecosistema tal y como lo conocemos.

Esto es algo que se está intentando revertir a través de muchas acciones que poco a poco están contribuyendo a que la vida rural sea cada vez más importante en la vida diaria de todas las personas. Y prueba de ello es el esfuerzo por volver a atraer a familias a los pueblos que se están quedando vacíos, y que tienen mucho que ofrecer. Y seamos claros, la vida rural puede ser una gran solución para todas esas personas que están cansadas del ritmo de la ciudad que es tan estresante.

Pero sin duda, más allá de la repoblación, lo que hay que llevar a cabo son acciones para que se reduzca la contaminación, y aquí una de las piezas principales en este juego es el coche eléctrico. Mucho se ha soñado con un coche eléctrico que equipare a su equivalente que funciona con gasolina, y poco a poco nos estamos acercando.

Y incluso los puntos de recarga, uno de los grandes fallos del ecosistema de los coches eléctricos, empiezan a abundar. Y esto es en gran parte porque se están instalando tanto en comunidades, como en ciudades y en propiedades privadas, debido a que no se necesitan grandes inversiones en su instalación.

En España, la empresa e-recarga es líder en instalación de puntos de recargas en Madrid, además de ofrecer servicios de instalación de placas solares fotovoltaicas, asesoramiento energético, optimización de consumo y eficiencia energética, ahorro energético (cambio a LED), instalaciones eléctricas, alumbrado público y todo tipo de instalaciones eléctricas y asesoramiento profesional.

Pero existen otros motivos por los cuales el coche eléctrico está avocado al éxito, y vamos a estudiarlos a continuación.

Los motivos por los que el coche eléctrico está asegurado

En primer lugar, el elemento fundamental del sector son las baterías, y estas reducirán su coste considerablemente. Una industria que verá como se produce un fuerte crecimiento en la demanda de los diferentes fabricantes, que incrementará el nivel de producción, y permitirá alcanzar una economía de escala suficiente para bajar los precios. Se espera que el coste del kWh baje hasta la cifra clave de 100 dólares a lo largo de esta próxima década. Un momento fundamental que permitirá a los coches eléctricos situarse a la altura de los modelos con motor de combustión.

Tesla es un ejemplo de que a pesar de contar con buenas autonomías, el despliegue de una red de recarga es imprescindible en esta primera fase. Una recarga que permite a los propietarios de los modelos de Tesla poder moverse en desplazamientos cada vez más largos. A pesar de esto, el despliegue en general está en sus primeras fases, y esto supone un lastre para los compradores, que tienen en la falta de confianza uno de sus principales problemas a la hora de dar el paso a un coche eléctrico.

Pero la ausencia de puntos de recarga ya no va a ser un problema, pues la autonomía de los coches aumentará. Esto junto con la propia evolución de las baterías, hará que la no disponibilidad de puntos a medio plazo deje de ser un problema, y que facilitará el aumento de las ventas.

Y hay que tener en cuenta que el coche eléctrico ofrece un mundo de posibilidades a las compañías eléctricas. Además de mayor consumo, las tecnologías asociadas como los sistemas de recarga inteligente permitirá optimizar los recursos disponibles, y evitar la sobre dimensión de las redes, con el consiguiente ahorro para las compañías, y esperamos también para los usuarios.

Cada vez más gente es consciente de que la contaminación es mucho más que una noticia en los telediarios. Los casos de problemas respiratorios, sobre todo desde la explosión de ventas de las motorizaciones diésel que han arrasado en una Europa «dieselizada». Un mercado que ha visto como las cifras de emisiones de partículas tan peligrosas como los óxidos de nitrógeno, se han multiplicado en nuestras ciudades.