Repartiendo tareas: el césped lo cortas tú

Repartiendo tareas: el césped lo cortas tú

Mucho decir, vámonos al campo que allí se vive mejor, que te mantiene en forma y que se respira aire puro y tal y cual, pero al final, la única que no vive mejor soy yo. Y no voy a decir que no me guste mi nueva vida, que sí me gusta, pero es que desde que nos hemos mudado al pueblo, se me multiplican las tareas. ¿Y crees que recibo algo de ayuda por parte de estas 3 bestias pardas que tengo por hij@s? Supongo que no serás tan ingenu@ como para pensar que sí, pero por si acaso, ya te voy diciendo que no, pero esto va a cambiar, y a Dios pongo por testigo (a lo Scarlett O´Hara) que a partir de hoy, el césped lo cortarán ell@s, que ya son mayorcit@s.

Cuando adoptamos a nuestro peludito, Fermín, prometieron y prometieron que se encargarían de todo, que no iba a suponer más trabajo para mí, pero evidentemente mentían descaradamente y por supuesto soy ya la única que se ocupa de sus cuidados. Con la piscina, ocurrió lo mismo. Nosotros nos encargamos, mami, todos los días quitaremos las hojitas que hayan podido caer… Menuda patraña…

Pero hasta aquí hemos llegado y desde ya, est@s adolescentes desconsiderad@s que tengo por hij@s, se ocuparán de cortar el césped cuando sea necesario. Con el nuevo cortacésped de Maor Ferretería, no tendrán ningún problema, y podrán hacerlo de manera fácil y totalmente segura, por algo son la mejor ferretería online del mercado. Esta empresa ofrece sus productos tanto a profesionales  como a particulares, siendo la ferretería de referencia en la ciudad de Valladolid, pero llegan a cualquier lugar de España.  Son distribuidores especializados de las marcas STIHL, VIKING, OUTILS-WOLF Y ETESIA,   ofreciendo una amplia gama de productos con total garantía de servicio. Son especialistas en máquinas a motor para el sector forestal, agrícola y de jardinería, ofreciendo además un amplio servicio postventa.

¿Cada cuánto tiempo debemos cortar el césped?

Una de las dudas que se nos plantean acerca de nuestro césped es saber  cuándo ha llegado el momento de cortarlo. Veamos a continuación algunos consejos:

  1. Lo primero a tener en cuenta es el tipo de césped del que se trata, ya que en función de la variedad exigirá unas necesidades u otras.
  2. La época del año, es otro factor determinante a la hora de realizar esta actividad, ya que, por ejemplo, en verano, el césped crece a mayor velocidad, y por lo tanto habrá que cortarlo más a menudo.
  3. El césped ha de presentar una altura de unos 5 cm, si ves que ha alcanzado una altura mayor, entonces ha llegado la hora de cortarlo.
  4. En cuanto a la época del año, en invierno, solo será necesario cortarlo una vez al mes, en verano, al menos una vez a la semana y durante la primavera y el otoñó lo haremos dos o tres veces a la semana.
  5. La hora ideal para cortar el césped se encontraría entre las últimas del día, para evitar el calor y/o la lluvia.
  6. No conviene cortar el césped demasiado, y una vez que hayamos terminado, es aconsejable abonar.

No es buena idea segar el prado demasiado bajo. Con ello estamos reduciendo la superficie foliar y por lo tanto dificultando su capacidad para realizar la fotosíntesis. Sostenerlo en esas condiciones repercutirá con toda seguridad en un césped débil.

Como norma general, no siegues por debajo de los 5cm. Conviene incluso dejarlo más alto en zonas de sombra y en aquellos periodos considerados de estrés: cuando el calor es extremo o en los meses de invierno.Las praderas conservadas a baja altura disponen de menos raíces y más superficiales que un césped normal; son por lo tanto menos resistentes a la sequía. También son más sensibles al ataque de plagas y enfermedades. Las malas hierbas tampoco desaprovecharán su oportunidad.

En céspedes de estaciones cálidas, formados por gramas, se puede segar algo más bajo. La bermuda, la zoysia o el kikuyo admiten alturas mínimas de hasta 2cm.

Sin embargo, conviene no abusar. Ten en cuenta que un césped segado a mayor altura protegerá, además, al suelo de la evaporación durante el verano, ayudando a disminuir el consumo de agua.

Aquí estamos hablando de un césped residencial y no de campos deportivos, así que, doy por supuesto que no necesitas estas medidas tan reducidas. Déjalo más alto pero sin llegar a comprometer su apariencia ornamental.