Somos lo que comemos

Somos lo que comemos

Una buena salud, empieza por una dieta sana y equilibrada rica en frutas y verduras frescas, legumbres, frutos secos y semillas, libre de grasas saturadas y azúcares añadidos. No existe a día de hoy demasiada conciencia con el tema de la comida, aunque sí es cierto, que de un tiempo a esta parte, un nuevo tipo de consumidor, que demanda productos más saludables, sin conservantes, colorantes o aditivos químicos, productos de temporada y de cercanía. Es decir, productos ecológicos. Este tipo de personas suele estar preocupada por su salud, pero también los motiva en su decisión, el hecho de estar contribuyendo al cuidado del planeta, y por lo general, suelen ser más responsables con el medio ambiente y sus habitantes. Otro detalle, la mayoría de estas personas son mujeres.

Frutas, vegetales y legumbres

Si quieres tener una vida larga y feliz, olvídate de la carne. Las conclusiones a las que ha llegado la Organización Mundial de la Salud (OMS), tras sus recientes investigaciones, es que la carne es mala, sobre todo si está procesada, y estaría detrás de varios tipos de carne, como el de colon. Y lo mismo ocurre con los lácteos. Estos productos contienen una gran cantidad de grasa, por lo que su consumo debe ser moderado, si bien es aconsejable prescindir totalmente de los mismos.

Cuando le dices a la gente que debe dejar la carne – algo que o es tan raro ya de hecho l@s profesionales de la salud suelen desaconsejar su consumo cuando se padecen enfermedades cardiovasculares, cerebrovasculares o colesterol, por ejemplo – enseguida y sin ningún tipo de reflexión se echan las manos de la cabeza horrorizadas y no se imaginan su vida sin su manjar favorito. Entonces, ¿qué como?, se preguntan.

Pues bien, puedes comer todo lo demás. La carne y el pescado son solo un grupo de alimentos, pero hay muchos más, como las frutas, las verduras, las hortalizas, las legumbres, las semillas, los cereales o los frutos secos. Una buena combinación de los mismos aporta al organismo todos los aminoácidos esenciales sin necesidad de comer carne.

El tomate, el alimento estrella

El tomate es, sin lugar a dudas, uno de los mejores alimentos que existen, ricos en vitaminas y minerales, y combina muy bien con todo, alegrando cualquier plato. Frito, al natural o al horno, el tomate realza el sabor de cualquier plato, y si es ecológico, mejor. Esto nos ha quedado muy claro tras visitar las instalaciones de Hida Alimentación, donde trabajan desde sus inicios para combinar la sabiduría y la exigencia de los preparados caseros con la producción industrial, buscando realzar el sabor de los mejores sofritos de tomate de la huerta española. Hoy, HIDA es un referente de sabor, de cultura del tomate y de pasión por las cosas bien hechas. Entre su amplia gama de productos, cuentan con tomates naturales, tomate frito casero, salsas ecológicas, cremas, mermeladas y sofritos varios.

  1. El tomate tiene un alto contenido en vitamina C, un potente antioxidante natural, además de vitamina A, K, y minerales como el hierro y el potasio. La  vitamina A protege al ojo de enfermedades degenerativas o ceguera nocturna, mejorando notablemente la visión.
  2. Pero también tiene hierro, que mejora el estado de la sangre, vitamina K, que ayuda a controlar la coagulación. El tomate, es el mejor aliado para la salud, protegiendo al organismo de los infartos o problemas cardiovasculares.
  3. El tomate cuida de tu piel, ya que es un potente  antioxidante, es un remedio natural contra el envejecimiento, pero también es muy bueno para el pelo y los dientes. Muchos cosméticos de los que utilizas normalmente contienen tomate en su lista de ingredientes.
  4. Además,  evita el estreñimiento, debido a su contenido en fibra que regula el tránsito intestinal reduciendo el riesgo de padecer enfermedades gastrointestinales.
  5. ES un diurético natural,  contiene potasio y bajos niveles de sodio, evitando la retención de líquidos y favoreciendo la eliminación de toxinas.
  6. El tomate es uno de los alimentos más sanos que existen que debe ser incluido en tu dieta diaria. Pero algunas personas son alérgicas a esta hortaliza. Ante la aparición de los primeros síntomas de alergia, consulta con tu médic@.

Incluye tomate en tu dieta, tu cuerpo lo agradecerá.